Cristal - Piedra de la Luna

$410

Cristal - Piedra de la Luna

La piedra de la luna es una variedad de la adularia, perteneciente al grupo de los feldespatos. Debe su nombre a la Luna, ya que su brillo y tonalidades se asemejan a lo que nos transmite este satélite.

Propiedades: Piedra vinculada al aparato reproductor femenino. Equilibra y estabiliza las emociones. Acompaña en procesos de gestación, embarazo, parto, lactancia. Ayuda en casos de enfermedades uterinas, ováricas, abortos y dolencias en zona genital. Contiene una energía receptiva y favorece la intuición. 

Chakra relacionado: Svadhisthana (Sacro)

¿Cómo limpiar los cristales? 

Es recomendable limpiarlos antes de utilizarlos. Hay varias formas, algunas de ellas son:

Humo: con un ramillete de hierbas, sahumador o sahumerio. Pasar suavemente por alrededor de la piedra.

Tierra: Colocar en una maceta o directamente en el pasto los cristales por 24 horas. De esa forma drena la energía negativa en la tierra y se carga con energía lunar y solar.

Agua: Rociar con algún alquímico o splash de alta vibración (por ejemplo agua florida). También puede colocarse en un bowl con sal, pero evitar en caso de que el cristal sea poroso (como la turmalina, pirita, selenita, etc.) ya que se puede dañar.

Reiki: Colocar entre las palmas el cristal y realizarle símbolos o simplemente enviándole energía vital universal.

¿Cómo utilizar los cristales?

Los cristales acompañan procesos y es súper importante conectar con la intuición para percibir dónde es necesario utilizarlos.

Pueden colocarse sobre una zona física a tratar, entre las palmas para meditar, debajo de la almohada, en un altar, en algún rincón del hogar, en los bolsillos, etc. 

Es fundamental generar una conexión con la gema y comprender que el trabajo de sanación se realiza en conjunto (es decir, el cristal no es mágico si no va acompañado de autoconocimiento y trabajo interior) .

**Importante: sólo ofrecemos cristales naturales. No contamos con piedras sintéticas, ni imitaciones. **

Compartir: